21.4.12

Lamborghini Design 90 (1986): otra rareza más

Un día Patrick Mimran, tercer dueño de Lamborghini (controló la firma italiana entre 1980 y 1987), tuvo una “iluminación”: ¿Por qué no fabricar una moto, si haciendo coches superdeportivos somos la leche? Como no podía ser de otro modo, la “Lambomoto” tenía que hacer justicia a su nombre y debía ser más sofisticada, cara y revolucionaria que ninguna otra… algo que nunca consiguió.



A finales del año pasado, el concesionario parisino "Autodrome Cannes" puso a la venta una de las 20 unidades que existen de la Design 90… ¡por el módico precio de 55.000 €! Algo, totalmente ilógico, la verdad.


Para empezar, fue fabricada por el especialista francés Boxer Bikes (¿no habíamos quedado que era italiana?), bajo supervisión del ingeniero Claude Fior, conocido por sus soluciones técnicas alternativas en las motos de competición. Él se encargó de la suspensión trasera Cantilever con amortiguador Fournales y la horquilla Ceriani con ángulo de dirección regulable.


El motor provenía de una Kawasaki GPZ900R Ninja (sí, la que lució gloriosamente Tom Cruise en Top Gun): 100 CV para 202 kg llena pintaba bien. El resto de la máquina se completaba con unas llantas Gotti, frenos Brembo, escape Devil y depósito de aluminio. El chasis mantuvo un diseño doble cuna de aluminio, a juego con el basculante reforzado. 


A pesar de todo, el diseño podía salvar los muebles, pero tampoco. Se empeñaron es seguir ese innovador concepto ochentero de “tó tapado” fabricando un carenado integral de fibra de vidrio con branquias tipo Ferrari Testarossa que nunca me ha gustado. La Ducati Paso, Cagiva Freccia y Bimota DB1 ya lo habían hecho antes. BMW fue la última en hacerlo con la K1

La moto costaba en su momento unos 8.000 euros… pero de hace 26 años, claro. Demasiado cara, teniendo a Bimota al lado…


1 comentario:

Frank Joster dijo...

Por 55.000 euros no la compraria ni harto de vino, pero por menos quizá. Lo gracioso del precio es que seguramente acabará subiendo mas aun, teniendo en cuenta que solo hay 20 motos fabricadas,y raro es que teniendo Lamborgini como nombre oficial por derecho no esten ya todas vendidas, es una movida parecida a las motos ferrari, que por mucho que lo hayan intentado algunos ex-ingenieros de la marca la casa oficial siempre ha dicho que nones en tema dar el apellido a cualquier artefacto de dos ruedas